Directorio

Directorio

Entradas populares

martes, 8 de agosto de 2017

Tercera generación de mandatarios estatales

Toluca, México.- Apenas rebasaba la valla, tenía una mirada curiosa en los ojos azules que llamaban la atención de las mujeres que gritaban vivas y porras a todo pulmón. El pequeño, que vestía camisa a cuadros y pantalón de mezclilla, era testigo del inicio de una campaña electoral: la de su padre. Él era Alfredo del Mazo Maza y apenas contaba con cinco años de edad.

Este 2017, Del Mazo Maza siguió los pasos de su padre, Alfredo del Mazo González, y de su abuelo, Alfredo del Mazo Vélez, y el 3 de abril inició su campaña política en busca del voto de los mexiquenses para convertirse en el tercer miembro de esa familia en gobernar el Estado de México.


En aquellos multitudinario actos de campaña de 1981, acompañado siempre por su hermano menor, Adrián, tal vez el más inquieto de los dos hijos mayores del entonces aspirante a la gubernatura, no se separaban de su madre, la señora Carmen Maza de del Mazo, que acompañó a su esposo y candidato del Partido Revolucionario Institucional (PRI) a gobernar el Estado de México para el periodo 1981-1987: Alfredo del Mazo González.
Así, hijo y nieto de gobernadores, –sin ser consciente de ello–, iniciaba su carrera política, aunque en ese momento no entendiera lo que estaba viviendo al lado de su padre y lo que allá por 1946 también experimentó su abuelo, Alfredo del Mazo Vélez.
Siempre impecable, peinado perfecto con raya al lado izquierdo, Alfredo del Mazo Maza pasó su primera infancia en Toluca, la capital de la entonces segunda entidad más poblada del país. Cursó sus primeros estudios en el Colegio Argos primero y luego en el Colegio Cenca, los dos ubicados en Metepec.
Pocas fueron las ocasiones en que Alfredo del Mazo Maza y sus hermanos, Adrián y Alejandro, asistieron a eventos presididos por sus padres, quienes procuraban que tuvieran una niñez común y corriente, incluso en la celebración de su Primera Comunión fueron más los familiares invitados que los integrantes de la clase política. El evento se llevó a cabo en la Capilla dedicada a la Virgen de la Candelaria en la Ex Hacienda La Gavia, ubicada en el municipio de Almoloya de Juárez.
En abril de 1986, la familia Del Mazo Maza dejó la capital mexiquense para trasladarse a la hoy Ciudad de México, don Alfredo del Mazo González se convirtió en secretario de Energía, Minas e Industria Paraestatal, a invitación del entonces presidente de la República, Miguel de la Madrid Hurtado.
Alfredo del Mazo Maza estudió la licenciatura en Administración de Empresas en el Instituto Tecnológico Autónomo (ITAM), tiene un posgrado en Administración y Finanzas por la Universidad de Harvard.
Su currículum consigna que sus primeras actividades profesionales se desarrollaron en la iniciativa privada; primero, en Banco Azteca y, posteriormente, en el Grupo Financiero Serfin.
Su trayectoria en la estructura gubernamental la inició en la gerencia de Financiamientos y Análisis de Mercados de Petróleos Mexicanos.

En 2005, al asumir funciones Enrique Peña Nieto como gobernador del Estado de México, lo designó director general de Fomento a la Micro y Pequeña Empresa, que luego se transformó en Instituto Mexiquense del Emprendedor.
Su incorporación a la administración de Peña Nieto, de quién es primo en octavo grado, parentesco por el que ambos han sido duramente criticados, a pesar de que, en términos estrictos, no se configura el nepotismo que está sancionado por la legislación.
En mayo de 2008, Del Mazo Maza fue nombrado secretario de Turismo; cargo que abandonó el 1 de mayo de 2009 para postularse al cargo de presidente municipal de Huixquilucan por el Partido Revolucionario Institucional, el cual asumió, luego de ganar la elección correspondiente, el 18 de agosto de 2009.
De su gestión, vecinos de Huixquilucan recuerdan su apoyo a la educación con la dotación de equipo de cómputo, habilitación del servicio de internet, pintura e impermeabilización de edificios escolares, regularización del servicio de energía eléctrica, pero le reclaman el haber hecho muy poco por mejorar las vialidades, a excepción del circuito Mario Kart en Huixquilucan, el cual más que mejorar empeoró la circulación, al no haber sido diseñado por un urbanista.
En materia de seguridad, los vecinos de Del Mazo Maza en Huixquilucan recuerdan que pese a los esfuerzos de la Policía Municipal el índice de delitos del fuero federal, como el secuestro, la extorsión y al narcotráfico, se incrementó como resultado de la mala política de combate a la delincuencia del gobierno del presidente Felipe Calderón Hinojosa.
Su madre es Carmen Maza de del Mazo y tiene dos hermanos: Adrián y Alejandro

Algunos analistas políticos aseguran que puso en práctica la máxima que reza: “Política es conciencia, constancia y circunstancia”, y, aunque pocos le reconocen haber puesto sobre la mesa todo este conjunto de valores para hacer realidad los principios de honestidad, transparencia, ejercicio puntual del gasto, elevar el presupuesto y la inversión de 85 millones de pesos para la construcción del Centro de Mando y Comunicación y el equipamiento e infraestructura para policías.
En 2011 quiso ser gobernador del Estado de México, pero la anunciada rebelión de Eruviel Ávila al frente del grupo Valle de México habría frenado la carrera del entonces jefe del Ejecutivo, Enrique Peña Nieto, rumbo a la presidencia del país, por lo cual se obligó a abandonar esa aspiración el 26 de marzo, cuando incluso ya había convocado a reunión de Cabildo y a los medios de comunicación para dar a conocer su solicitud de licencia al cargo de presidente municipal de Huixquilucan.
Alfredo del Mazo asumió la dirección en el Banco Nacional de Obras y Servicios Públicos (BANOBRAS) el 6 de diciembre de 2012, cargo que ocupó durante dos años y un mes para convertirse en candidato a diputado federal por el distrito XVIII con cabecera en Huixquilucan.
Es licenciado en Administración de Empresas con posgrado en Administración y Finanzas por la Universidad de Harvard
Algunos analistas políticos aseguran que puso en práctica la máxima que reza: “Política es conciencia, constancia y circunstancia”, y, aunque pocos le reconocen haber puesto sobre la mesa todo este conjunto de valores para hacer realidad los principios de honestidad, transparencia, ejercicio puntual del gasto, elevar el presupuesto y la inversión de 85 millones de pesos para la construcción del Centro de Mando y Comunicación y el equipamiento e infraestructura para policías.
En 2011 quiso ser gobernador del Estado de México, pero la anunciada rebelión de Eruviel Ávila al frente del grupo Valle de México habría frenado la carrera del entonces jefe del Ejecutivo, Enrique Peña Nieto, rumbo a la presidencia del país, por lo cual se obligó a abandonar esa aspiración el 26 de marzo, cuando incluso ya había convocado a reunión de Cabildo y a los medios de comunicación para dar a conocer su solicitud de licencia al cargo de presidente municipal de Huixquilucan.
Alfredo del Mazo asumió la dirección en el Banco Nacional de Obras y Servicios Públicos (BANOBRAS) el 6 de diciembre de 2012, cargo que ocupó durante dos años y un mes para convertirse en candidato a diputado federal por el distrito XVIII con cabecera en Huixquilucan.
Es licenciado en Administración de Empresas con posgrado en Administración y Finanzas por la Universidad de Harvard