Directorio

Directorio

martes, 6 de noviembre de 2012

Corralones de autos centros delictivos

Son utilizados para operaciones de la delincuencia “organizada” porque desvalijan vehículos robados y concentran en sus áreas camiones de transporte de carga con mercancía ilegal y ahí se realiza el trasiego

Ecatepec, Edomex.- Mientras que Eruviel Ávila Villegas, gobernador del Estado de México, anunció en el mes de agosto del presente año que el congreso local aprobó modificaciones al reglamento de tránsito del estado, con el fin de evitar la remisión de vehículos al corralón, y abatir la corrupción policiaca en la entidad, en los hechos estos depósitos de vehículos se han convertido en grandes centros de operación de la delincuencia hoy llamada coloquialmente “organizada”.

Una de las tantas pruebas se puede considerar el presunto hallazgo de cerca de 200 vehículos con reportes de robo que se encontraron en un corralón denominado “Central de Grúas y Resguardos Mexicanos” ubicado en la carretera Lechería-Texcoco en la jurisdicción territorial de Ecatepec.

Éste hecho no es un asunto aislado simplemente es consecuencia de un rompimiento interno que se dio entre los grupos que participan en donde desde luego están los delincuentes que realizan los atracos, los dueños de los corralones y la misma policía que ayer se vio obligada a sacar a la luz pública en donde se encontraban los vehículos con reporte de robo que sirven para desvalijarlos y vender las piezas.

En el Valle de México es muy alto el robo a transporte de carga, sin embargo se dice que estas unidades son trasladadas a estos espacios de confinamiento de vehículos donde sin ninguna sospecha se descarga la mercancía y de ahí se distribuye a los puntos de venta que pueden ser desde tianguis y hasta bodegas de grandes distribuidores mayoristas.

Retomando el interés del mandatario mexiquense Eruviel Ávila Villegas de moralizar la operatividad de los corralones en el manejo de los cobros por arrastre y maniobra de vehículos accidentados y pago de estancia en el corralón resulta un asunto de importancia discreta, porque él fuerte de la corrupción y la delincuencia se da en el sistema con que operan porque son espacios camuflageado en donde se presume no existe sospecha de que se realicen actividades ilícitas.

Es importante destacar que las reformas, que fueron propuestas por el ejecutivo mexiquense, y recientemente aprobadas echaron abajo las causales que determinaban llevar a los vehículos al corralón, como cuando un automovilista no porte su licencia de conducir, o se vea involucrado en un accidente vehicular menor que no justifique el arrastre y deposito del auto.

A partir de que se publicó en la Gaceta de Gobierno, se aplica que en caso de llegarse a presentar una situación de esta índole, los agentes de tránsito únicamente tendrán que emitir una infracción al automovilista por no contar con su licencia, por ejemplo.

“Hay excepciones. Si alguien va bajo el influjo de drogas, de alcohol, e inclusive que no tenga placas ahí sería la excepción a la regla”, apuntó.

Ávila Villegas, comentó lo anterior al inaugurar el puente Henry Ford. Además, agregó que a estas modificaciones se le suma la propuesta de darles facultad únicamente a mujeres de emitir infracciones.

“Todos los elementos de tránsito, inclusive la municipal, la ley así lo dispone, ya es mandato del poder legislativo, deben ser mujeres, con uniforme bien identificado, negro y con vivos naranja, para que se vea muy claramente que es policía de tránsito, y son las únicas facultadas para poder infraccionar”, mencionó.

Con esta reforma, se busca que en el Estado de México disminuyan los índices de corrupción, ya que el conductor al ver que su automóvil es remitido al corralón, se ve obligado a ofrecer una dádiva económica al oficial de tránsito.

“Ya también se llevó a cabo la reforma legislativa correspondiente para regular las tarifas de los llamados corralones, así como de los arrastres correspondientes. Y sobre todo eso saber que nadie puede enganchar tu vehículo, si no hay razón o motivo”, dijo.

Agregó que esta propuesta será presentada ante el jefe de gobierno del Distrito Federal, Marcelo Ebrard; y al gobernador de Hidalgo, Francisco Olvera, para que sean retomadas por los congresos de cada entidad, ampliando el rango de alcance de esta iniciativa.

Aquel elemento de tránsito que no acata estas nuevas disposiciones podría alcanzar sanciones de uno a cinco años de prisión, y de 30 a 150 días de multa, así como la destitución e inhabilitación del cargo de dos a ocho años para desempeñar un cargo público.

No hay comentarios. :

Publicar un comentario