Directorio

Directorio

viernes, 10 de agosto de 2012

Inédito

El gobernador Eruviel en transporte público

Da a conocer que los transportistas serán examinados toxicológicamente

Tlalnepantla, Méx.- El gobernador Eruviel Ávila Villegas puso en marcha el Programa Toxicológico y Medición de Alcohol en Operadores de Transporte Público del Estado de México, con el propósito de vigilar que los choferes del transporte público de pasajeros no trabajen bajo el influjo de drogas o alcohol, para salvaguardar la integridad de los usuarios de este tipo de servicio y disminuir accidentes vehiculares por esta causa.

En el Centro de Transferencia Multimodal (Cetram) Tlalnepantla, donde se realizan ascensos y descensos de pasajeros de rutas alimentadoras del Tren Suburbano, el jefe del Ejecutivo mexiquense subió a un camión para explicar a los pasajeros en qué consiste el operativo y pedirles su comprensión por los alrededor de siete minutos que implica realizar la prueba al conductor; luego se dirigió a la unidad móvil para supervisar el procedimiento respectivo que está a cargo de 12 personas especializadas y certificadas en exámenes de control de confianza.

El gobernador mexiquense señaló que en el primer semestre del presente año se han registrado poco más de 60 accidentes donde la responsabilidad fue de conductores de transporte público de pasajeros, por manejar bajo el influjo de alguna droga o alcohol.

Por ello, de manera preventiva se lleva a cabo este programa que en su primera etapa -que requirió una inversión de 2.5 millones de pesos-, dos unidades móviles se instalarán de manera sorpresiva en diferentes puntos de concentración de transporte público en la entidad, como paraderos y bahías de ascenso y descenso, por medio de operativos en los que también participarán elementos de la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC).

En caso de que el conductor no pase la prueba, explicó, será sujeto de las siguientes sanciones:

Se le pondrá a disposición del Ministerio Público, Se le retirará la Licencia de Chofer al conductor, El vehículo se pondrá a resguardo del Instituto del Transporte, Al concesionario se le aplicará una sanción equivalente a 200 y hasta 300 días de salario mínimo vigente, El Instituto del Transporte analizará el permiso de la concesión.

Pero también aclaró que no sólo se pretenden establecer medidas coercitivas, sino que se canalizará a los operadores que den positivo el examen a instituciones de rehabilitación, como los Centros de Atención Primaria contra las Adicciones.

Manifestó que, en coordinación con la Secretaría de Seguridad Ciudadana, la dependencia a su cargo desarrollará una base de datos con toda la información de los operadores para contar con antecedentes sobre el uso de drogas y alcoholismo, a fin de tener un seguimiento oportuno de ellos en toda la entidad.

Los usuarios que detecten anomalías en los conductores, que tengan que ver con estado etílico o uso de drogas, podrán hacer su denuncia al teléfono (0155) 53668200, extensión 1129, aportando el número económico de la unidad, número de la ruta y nombre de la empresa.

El procedimiento para la aplicación de los exámenes que incluye el programa Toxicológico y Medición de Alcohol en Operadores de Transporte Público del Estado de México es:

1.- Se marca alto a la unidad del transporte público si va circulando, o se aborda si está en la base y/o en el paradero.

2.- Se le solicitan los permisos de licencia de chofer, permiso de la concesión y documentos del vehículo.

3.- Se aplica un examen psicológico breve y otro físico; se aplica un examen toxicológico; se aplica una prueba de alcoholímetro,

4.- Según los datos que resulten de los exámenes se le considera apto o no para conducir.

Eruviel Ávila añadió que existirán más programas en materia de transporte público, como es el caso del de regularización, además de agradecer de antemano a la población su comprensión para poder llevarlos a cabo en bien de su seguridad.

El gobernador mexiquense informó que en la entidad, según datos de la Secretaría del Transporte, existen 180 mil concesiones del transporte público, divididas en 100 mil concesiones de colectivos (autobuses y combis) y 80 mil concesiones de taxis, por lo que es el más grande número de las entidades del país.

De acuerdo con estas estimaciones, se cuenta con alrededor de 160 mil choferes, 360 empresas de transporte colectivo y 4 mil 200 organizaciones de taxistas, que diariamente realizan 15 millones de viajes, lo que hace un imperativo establecer este tipo de acciones.

No hay comentarios. :

Publicar un comentario