Directorio

Directorio

MÁS POPULARES

miércoles, 14 de junio de 2017

Hábitos pueden indicar que eres una persona inteligente


Si es capaz de sentirse identificado con alguna de estas prácticas, puede que usted sea más inteligente de lo que pensaba.


Ciertas peculiaridades en el comportamiento pueden ser indicadores de que usted es más listo que los demás. Observemos algunas de estas prácticas cotidianas.
Pronunciar malas palabras
Aunque algunos pueden pensar que maldecir es típico de una persona maleducada, el equipo de científicos encabezado por Timothy B. Jay, del College of Liberal Arts de Massachusetts, EE.UU., asegura que las malas palabras no indican la pobreza del vocabulario de una persona. Por el contrario, según destacan los científicos, la fluidez a la hora de decir malas palabras está relacionada con la fluidez verbal, y añaden que una persona inteligente tiene un vocabulario más amplio, incluso para utilizar las malas palabras.
Tener el escritorio desordenado
Un experimento de científicos de la Universidad de Minnesota sugiere que otro hábito que muchos pueden considerar malo es propio de una persona es inteligente. Se trata del desorden en el escritorio, al que relacionan con niveles de creatividad más altos que la media, así como con las ideas innovadoras, rasgos que indican que una persona es inteligente. La autora del estudio, la psicóloga Kathleen Vohs, asegura que, por el contrario, un ambiente ordenado "estimula las convenciones e ir a lo seguro".
Irritarse por los sonidos molestos
Si a usted le irrita el sonido que emiten algunas personas al masticar u otros ruidos externos, eso también puede ser un indicador de que usted es más inteligente y creativo de lo que pensaba. Así lo afirman en su estudio investigadores de la Universidad Northwestern. Según ellos, la gente más creativa tiene la peor tolerancia para filtrar la información sensorial irrelevante, ya que la pueden percibir como una distracción.
Soñar despierto y distraerse
El equipo de investigadores de la Universidad de California ha revelado en un estudio que otro rasgo característico de las personas más inteligentes es soñar, distraerse y meditar mucho cuando se trata de realizar alguna tarea. Eso, según los autores, puede servir como fuente de inspiración en la búsqueda de resoluciones de ciertos problemas.
En concreto, los investigadores destacan que quienes a la hora de recibir alguna tarea exigente primero se encargan de otras menos importantes o difíciles, luego cumplen mejor la tarea inicial. Por ese motivo, si su mente suele divagar antes de empezar alguna tarea complicada o a la hora de realizar algún trabajo y "piensa en cosas que no están relacionadas con lo que debe hacer", puede que sea una señal de que usted posee capacidades mentales más desarrolladas.
Criticarse a sí mismo
Si le parece que las personas inteligentes son seguras de sí mismas, se equivoca. Los científicos del Departamento de Psicología de la Universidad Cornell descubrieron ya hace más de diez años en una serie de estudios que es la gente incompetente la que no es capaz de reconocer su incompetencia. Este sesgo cognitivo es conocido como el efecto Dunning-Kruger, por los apellidos de los autores del estudio. Según esta característica, la gente inteligente tiende a infravalorar sus capacidades y ser crítica con sí misma.
Garabatear
Un detalle más que caracteriza a las personas inteligentes es hacer garabatos y dibujos. Un estudio de científicos británicos ha revelado que garabatear, incluso inconscientemente, tiene un impacto beneficioso para la memoria y representa un modo visual de expresar emociones, ideas y conceptos. De esa manera, en vez de obstaculizar la atención, ese proceso solo incrementa las capacidades de la memoria. Los participantes de este estudio que realizaron garabatos inconscientemente durante llamadas telefónicas, posteriormente resultaron capaces de recordar hasta un 29 % más de la información durante las pruebas de memoria realizadas por los autores del estudio.
Asimismo, en otros estudios científicos también se destacó que otros hábitos que pueden indicar que una persona es extraordinariamente inteligente pueden ser acostarse tarde, hablar solo, tener pocos amigos, así como hacer poca actividad física diaria e incluso ver películas 'basura'.


A la gente inteligente se le hace más fácil probar cosas nuevas
La hipótesis del principio de Savanna establece que los individuos menos inteligentes tendrán mayor dificultad para comprender y lidiar con situaciones nuevas que no existían en los ambientes ancestrales. Es decir, a un individuo con mayor coeficiente intelectual se le haría más fácil cambiar sus hábitos de sueño en el mundo moderno yendo en contra de las conductas y ritmos circadianos que heredamos de nuestros ancestros.
Es decir, que mientras más inteligente es una personas, según Satoshi, más fácil le será comprender y adoptar nuevas ideas y estilos de vida, ya que sería bastante difícil para un individuo preferir o valorar algo que no puede comprender. A mi, esa parte me suena inmensamente aceptable.
Aquellos que desafían la tendencia y tienen valores novedosos suelen ser quienes inventan nuevas cosas y exploran el mundo con diferentes ojos. Se trata de personas más aptas para hacer nuevos descubrimientos y desafiar la autoridad. Son personas que se mantienen despiertas cuando el resto del mundo les dice que es hora de dormir, y tienden a tener más ideas, pues la noche es un momento de calma y no se tiene que lidiar con el resto de la sociedad interrumpiendo tus pensamientos y evitándote soñar despierto.
Así pues, quedarse despierto después de la media noche por simple preferencia o placer, probablemente te hace una persona de mente más abierta y facilita que tengas más ideas nuevas.