Directorio

Directorio

Entradas populares

martes, 9 de mayo de 2017

Reitera IEEM llamado a no coaccionar voto


Instituto Electoral del Estado de México reiteró su llamado para que la ejecución de los programas sociales se ajuste al objeto y reglas de operación establecidas, evitando su utilización con fines electorales o diferentes al desarrollo social.
En un comunicado, el instituto indicó que las leyes electorales prohíben cualquier acto que obligue, coaccione o induzca a la ciudadanía a abstenerse de votar o revelar por cualquier medio el sentido del voto emitido, además de intentar o pretender violar la secrecía del voto.
Puntualizó que al votar, la ciudadanía decide la opción que quiere sin que nadie lo pueda ver, dado que el ejercicio de sus derechos político electorales lo realiza en privado dentro del cancel, después, dobla la boleta marcada y la deposita directamente en la urna.
En esas condiciones, nadie puede saber por quién vota el ciudadano, pues aún cuando tengan una fotocopia de la credencial para votar o por tener anotado en una lista el número o folio de ésta, nadie debe obligar o presionar para que alguien vote por quien no quiere, señaló.
Expuso que los programas sociales, así como los servicios y obras públicas que realiza el gobierno en cualquiera de sus tres niveles, no pertenecen a partido político, coalición o candidatura alguna, se pagan con los impuestos de todas y todos, por ello, el estar inscritos en algún programa social de salud, educación, vivienda, alimentación u otro, da derecho a recibir sus beneficios.
El IEEM apuntó que el llamado se basa en el marco de la normatividad electoral y cumplimiento de los términos de los dos acuerdos emitidos por el Instituto Nacional Electoral que tienen por objeto establecer mecanismos para contribuir a evitar acciones que generen presión sobre el electorado.
También para evitar el uso indebido de programas sociales y la violación a los principios de equidad e imparcialidad, el IEEM realiza acciones encaminadas a evitar la coacción del voto ciudadano, concluyó el documento.